Uncategorized

Los ingresos económicos de la Provincia corren por detrás de la inflación

La recaudación de Rentas cayó un 31% durante febrero en términos reales. La transferencia de recursos nacionales, en tanto, mermaron en un 10%, si se le resta la suba de precios que midió el Indec durante un año.

El Gobierno provincial se queda cada vez con menos herramientas financieras para gestionar en un año complejo en lo económico y en lo político (por las elecciones). La recaudación tributaria local sigue mostrando números negativos si se les resta la incesante inflación y lo mismo ocurre con los recursos que se transfieren desde Nación.

Los últimos datos de la Dirección General de Rentas de la Provincia dan cuenta de que en febrero pasado los ingresos por impuestos a las actividades económicas, cargas inmobiliarias y sellos, entre otras obligaciones, fue un 29% mayor a lo percibido en el mismo mes de 2018. Si se tiene en cuenta la inflación registrada por el Indec entre los períodos analizados, del 51,3%, la caída en la recaudación en el organismo salteño durante el segundo mes del año fue de 31 puntos porcentuales.

En enero se observó igual situación. Rentas subió su recaudación interanual en un 37% mientras que la inflación entre los dos eneros fue del 49,3%.

El mayor ingreso de Rentas es por lo que se cobra sobre los ingresos brutos de las actividades económicas y dentro de ese rubro es el comercio el que más aporta. Esa actividad tributó un 25% menos en febrero pasado que hace un año atrás, lo que marca la acuciante crisis que atraviesa el sector que mayor mano de obra genera en la provincia.

Las malas noticias también llegan desde Nación. De acuerdo a un reciente informe de la consultora CN Finanzas, la distribución de fondos coparticipables y los previstos dentro del presupuesto nacional para gastos corrientes y obras sufrieron un retroceso durante marzo en términos reales (contemplando la inflación).

La coparticipación federal de impuestos (IVA, impuesto al cheque y otros) subió un 34,7% en Salta durante el mes pasado en relación a marzo de 2018. Los precios que mide el Indec crecieron un 52,6% entre los meses comparado, por lo que la Provincia recibió cerca de 18 puntos menos en este ítem. Mientras, la media nacional de transferencia de recursos tributarios tuvo una variación real negativa del 10,6%.

En cuanto a las transferencias presupuestarias de Nación hacia las provincias (gastos corrientes y obras públicas), Salta tuvo un incremento del 81% interanual durante marzo. Ese salto queda diluido si se contempla que en el primer trimestre de este año el incremento de los gastos nacionales sobre el Gobierno salteño crecieron apenas un 21%, por debajo del 35% promedio entre todos los distritos del país. Los datos inflacionarios, nuevamente, ponen en su lugar los nefastos datos económicos.

Sumada la transferencia por impuestos y la presupuestaria, Salta tuvo un aumento del 41% en marzo, más de diez puntos por debajo de la inflación.

Acomodar

En una entrevista que brindó la semana pasada a El Tribuno, el ministro de Economía de la Provincia, Emiliano Estrada, reconoció que existe «preocupación» por los bajos niveles de recaudación. En esa línea, dijo que el incremento salarial del 38% que se dispuso para los estatales para este año va de la mano con lo que se espera recaudar en 2019.

«Nuestra capacidad de dar un aumento salarial tiene que ver con la proyección de recaudación, no con la inflación», aseguró.

Aún así, la mayor parte de los ingresos de la Provincia se van en sueldos (un 60% del Presupuesto, hasta ahora) y ante ese panorama la «preocupación» se reduce al aspecto salarial más que nada.

fuente el tribuno

Mostrar Más

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Cerrar
Cerrar
A %d blogueros les gusta esto: